servicios de traduccion

Existen miles de idiomas y dialectos en todo el mundo, por lo que utilizar solo algunos de los más conocidos es una gran limitación. Un mismo mensaje es mucho más efectivo cuando puede llegar a muchísimas personas más gracias a estar traducido, por lo que los servicios de traducción son una de las herramientas más importantes para conseguir este objetivo. Vamos a conocer un poco más sobre ellos y cuáles son las distintas opciones profesionales de traducción entre las que poder elegir.

El mundo es un lugar muy rico y variado culturalmente, donde conviven en armonía una gran cantidad de idiomas y dialectos distintos. El lenguaje enriquece a las personas y es una potente herramienta para transmitir mensajes, y que estos lleguen a una mayor cantidad de oídos. Podría ser el caso de una empresa que quiere hacer una campaña publicitaria en otro país, una editorial que quiere ampliar su mercado, o simplemente una película que quiere transmitir su mensaje de manera más global. 

Para conseguir todos estos objetivos, la mejor opción es contar con los servicios de traducción de una agencia profesional en la materia. Cuentan con los mejores expertos en traducción que no solo presentan grandes conocimientos de varios idiomas distintos, sino que también de lenguaje técnico especializado en distintos ámbitos como la tecnología o la medicina. A la hora de contratar un servicio de traducción, es importante conocer que existen distintos tipos en función del tipo de traducción que sea necesaria, y que vamos a comentar a continuación. 

Traducciones técnicas

Este tipo de traducciones son las que implican al hecho de trabajar con documentos y escritos con un perfil más técnico. Se trata de un lenguaje especializado que requiere que el traductor, además de conocer el idioma, sea también experto en la materia que está tratando para poder traducir de la forma más efectiva posible términos concretos y muy poco comunes. 

Se necesitaría una traducción técnica en el caso de ensayos médicos, informes farmacológicos, estudios arquitectónicos, patentes, documentos de aeronáutica, etc. 

Traductores oficiales o jurados

Las traducciones oficiales o juradas son algo más especiales, ya que requieren que el profesional a cargo sea un traductor jurado y nombrado por el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación en España, o sus equivalentes homologados en otros países. Los idiomas con mayor demanda de traducción suelen coincidir con la lista de idiomas más hablados en el planeta, pero existen casos particulares que requieren traducciones más específicas. 

Este tipo de traducciones se utiliza para documentos legales como contratos, certificados, actas de defunción, etc. 

Intérpretes de idiomas

Los anteriores tipos de traducción estaban enfocados a los documentos y papeles por escrito, pero también existe una rama de la traducción encargada de la parte oral. Los intérpretes de idiomas son los encargados de realizar este trabajo y puede haberlos de muchos tipos distintos. Intérpretes consecutivos, simultáneos, de enlace o de conferencia, intérpretes jurados, especializados en el trabajo vía telefónica o por videoconferencia, etc. Siempre se puede encontrar un intérprete perfecto para cada tipo de situación en concreto. 

Al igual que ocurre con los traductores por escrito, los intérpretes también pueden especializarse en determinadas materias para dominar todos sus términos, por muy raros que sean, y por poder ofrecer traducciones orales con la mejor calidad posible. 

Los traductores e intérpretes son un servicio muy útil y necesario a la hora de conseguir que un determinado mensaje llegue a la mayor cantidad de gente posible. Su labor es conseguir que el idioma no sea una barrera y que la comunicación pueda fluir sin problemas entre hablantes nativos de distintas lenguas o dialectos. Ya sea una traducción oral o escrita, las agencias de traducción cuentan siempre con los mejores profesionales expertos en la materia para conseguir traducciones con una calidad inmejorable. Por eso, la traducción que necesitas está al alcance de la mano.